LA ALDEA DE RITZ

Setenta años después de su fundación, la antigua fábrica de helados Ritz ha sido renovada con mucho cariño para convertirla en un maravilloso hotel boutique. Venga y disfrute de este patrimonio industrial histórico único y sea parte de una famosa pieza de la historia de Curazao.

Catorce edificios crean una pequeña aldea donde se puede caminar y disfrutar de los numerosos servicios del hotel en un entorno colorido. El Ritz Village Hotel ofrece cocinas en todas las habitaciones y los precios se ajustan al presupuesto de cada huésped.

La propiedad está situada en el distrito histórico de la capital de Curazao, a 15 minutos en carro del aeropuerto de Curazao. El centro de Willemstad, llamado Punda y Otrobanda, está a solo cinco minutos a pie. El centro de la ciudad ofrece tiendas, restaurantes, discotecas y playas, donde puedes saborear el sabor local. Mambo Beach está a cinco minutos en carro.